Primarias de la derecha en Francia: la victoria de “Mr. Nobody”

Por Juan Pablo Sáez K./Periodista con Máster en Ciencia Política.

A fines de noviembre un amigo francés posteó en su cuenta de Facebook: “Al parecer un François va a suceder a otro François”, refiriéndose al sorpresivo resultado de las primarias de la derecha en Francia que buscaban dirimir al candidato único de ese sector para las elecciones presidenciales en abril del año 2017. Y es que hay unanimidad entre los analistas en cuanto a que el ex primer ministro de la administración Sarkozy (2007-2012) y ganador de las primarias, François Fillon, es hoy en día el mejor aspectado para arrebatarle a la ultraderechista del Frente Nacional, Marine Le Pen, el triunfo en las elecciones y suceder así al presidente François Hollande. La victoria de Fillon era inesperada: todos los sondeos de opinión lo daban en tercer lugar en las primarias, muy por detrás de Alain Juppé, un político de fuste (fue primer ministro en el gobierno de Chirac) y de Nicolás Sarkozy, quien se preveía como ganador de estas elecciones internas de la derecha.

Apodado por la prensa como “Mr. Nobody”, François Fillones es el reverso de Sarkozy —un político mediático y autoritario, acostumbrado a ostentar su riqueza y sus relaciones con el mundo de los negocios y del espectáculo— y la copia de Hollande en versión derecha. Aunque Hollande es conocido por sus affaires sentimentales (el último de los cuales destapó una relación prohibida con una conocida actriz de cine), tanto él como Fillon son políticos quitados de bulla, unidos por una carrera hacia el poder construida silenciosamente, a la sombra de líderes carismáticos que siempre los opacaron. Así como en 2012 Hollande se transformó en el candidato del centroizquierda por descarte —luego de que Dominique Strauss-Kahn, el más seguro vencedor de las primarias y presidenciales de ese año, se viera envuelto en un escándalo sexual—, Fillon consiguió lo propio en su sector más bien por su perfil conservador y su lejanía de los escándalos de corrupción que por un liderazgo indiscutido. De hecho, mientras sus contendores Sarkozy y Juppé mantenían causas abiertas en la justicia por líos de corrupción, Fillon fue el único precandidato de la derecha libre de acusaciones de este tipo.

Ahora bien, una buena pregunta sería: ¿por qué razón la victoria de Fillon cambió las previsiones de los expertos respecto de las presidenciales de 2017? Hasta antes de las primarias se daba por sentado un enfrentamiento en abril próximo entre Sarkozy, Marine Le Pen y Hollande, con una victoria de la líder del Frente Nacional en primera vuelta. En este supuesto los expertos electorales preveían un estrecho triunfo de Sarkozy frente a Le Pen en el ballotage de mayo; estrechez que se explicaba por la desidia de los electores más moderados (léase de derecha liberal, así como centroizquierdistas) que se negarían a votar en favor de Sarkozy por considerarlo un político de extrema derecha cercano a Le Pen. En este escenario hipotético, una victoria de Le Pen frente a Sarkozy en la segunda vuelta se hacía peligrosamente previsible.

Sin embargo, en tan solo días, esta primera hipótesis se diluyó tras la victoria de Fillon y el no menos sorpresivo e inédito anuncio del presidente Hollande de declinar la postulación a la reelección, como consecuencia de su impopularidad. El escenario más predecible es ahora el siguiente: el candidato de la derecha competiría en una primera vuelta con la extrema derecha de Le Pen y con un centroizquierda atomizado, representado por al menos dos candidatos, el actual primer ministro Manuel Valls y el exministro de Finanzas de Hollande, Emmanuel Macron. Este último, un joven y ambicioso político que reivindica su pertenencia al centroizquierda, pero que defiende las ideas del neoliberalismo (algo que recuerda al Tony Blair de fines de los años 90), renunció al Partido Socialista para fundar su propio movimiento político, llamado ¡En Marcha!

En este contexto, la división del centroizquierda daría paso a un enfrentamiento entre la derecha y la extrema derecha en el ballotage de mayo. El conservadurismo moral y el liberalismo económico de François Fillon, pero sobre todo su lejanía de los líos de corrupción, facilitarían el voto a su favor de los derechistas liberales y de una parte de los izquierdistas más próximos al centro político que rechazan un eventual gobierno de Marine Le Pen. De no mediar una sorpresa o escándalo que manchara la imagen de Fillon, en mayo de 2017 se reeditaría el escenario electoral de 2002 cuando el pánico de los franceses frente a una eventual victoria de Jean-Marie Le Pen (el padre de la actual líder del Frente Nacional) en la segunda vuelta de las presidenciales de ese año hizo que incluso el Partido Comunista apoyara abiertamente al candidato de la derecha, Jacques Chirac, quien ganó la elección con más del 80% de los votos. Si bien el triunfo de Fillon estaría asegurado en caso de un choque con Le Pen, es posible que este porcentaje no se repita, más aún si tomamos en cuenta los esfuerzos denodados de Marine Le Pen por moderar el discurso del Frente Nacional y modernizar al partido (varios de sus colaboradores se declaran abiertamente homosexuales, algo que el padre de la candidata rechaza con furia).

Lo que sí se reeditará indefectiblemente será el difícil contexto internacional en el que deberá moverse el nuevo presidente francés. Si Chirac debió hacer frente a un escenario marcado por el belicismo de Bush Jr. tras el 11-S, Fillon deberá surfear en las torrentosas aguas del populismo antiglobalización y anti-Unión Europea propugnado por los extremistas tanto de derecha como de izquierda.Con Gran Bretaña fuera de juego, una Italia nuevamente inestable y una canciller Merkel debilitada, del liderazgo de Fillon dependerá en buena parte el futuro del tándem Francia-Alemania y por consecuencia de la propia Unión Europea. ¿Será “Mr. Nobody” el indicado?



Categorías:Es lo que hay

Etiquetas:

1 respuesta

Trackbacks

  1. Primarias de la derecha en Francia: la victoria de “Mr. Nobody” – polis

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: